"El Cosmos está constituido por todo lo que es, lo que ha sido o lo que será" Carl Sagan

20 marzo 2010

Observar el Sol

La observación del Sol es una actividad que muchos aficionados realizan, y que contrario a lo que pudiera parecer, puede resultar bastante gratificante y atractivo.

NUNCA mires al Sol de frente. La exposición a simple vista por tiempo prolongado puede causar daños irreversibles a la vista; la exposición a través de un ocular de telescopio, finderscope o binoculares, incluso por fracciones de segundo, puede causar ceguera permanente.

Nuestra estrella no se mantiene inmutable, sino que de vez en cuando ocurren cambios en su superficie, que pueden ser apreciados con telescopio o binoculares. El más característico es la presencia de manchas solares, zonas más frías del Sol que constituyen fuentes de alta actividad magnética y son de especial interés para los astrónomos que estudian de forma profesional a nuestra estrella. La observación de manchas solares es interesante para el aficionado, pues es posible hacerles seguimiento a través de los días e ir notando sus cambios, tanto en tamaño, forma y desplazamiento por la superficie, de donde incluso puede obtenerse ¡el periodo de rotación del Sol! Por lo tanto, observar la actividad solar puede ser sumamente interesante y entretenido.

Adicionalmente, la observación solar también puede usarse para momentos de especial interés: los eclipses solares (totales, anulares o parciales) y los tránsitos de Mercurio y Venus. Sin duda representan una experiencia muy buena y permiten estudiar de cerca estos fenómenos, que sólo a veces tenemos la oportunidad de presenciar.

Antes de comenzar con las indicaciones, ¡presta atención a esta advertencia!

NUNCA mires al Sol de frente. La exposición a simple vista por tiempo prolongado puede causar daños irreversibles a la vista; la exposición a través de un ocular de telescopio, finderscope o binoculares, incluso por fracciones de segundo, puede causar ceguera permanente.

Ahora sí, una vez hecha la advertencia, podemos proseguir. Para realizar observación solar se necesitan las siguientes herramientas:

  • Instrumento óptico (telescopio o binoculares)
  • Oculares de 20 mm (para telescopio)
  • Bitácora de registro
  • Cartulina blanca
  • Lápiz grafito
  • Compás
  • Imágenes de referencia

Método de observación

El método que aquí se explicará para observar el Sol se denomina por proyección, que consiste básicamente en proyectar la imagen de un ocular (de telescopio o binoculares) en una superficie lisa y blanca, ubicada de modo que la imagen impacte perpendicularmente en la superficie. Para efectos de este tutorial se empleará una cartulina blanca, de unos 20 x 30 cm, a la cual se le trazará en el centro un círculo de 16 cm de diámetro, ayudándose del compás. Además debe contarse con una bitácora para registrar las observaciones, la cual puede estar en una libreta u hoja aparte, o bien usar la misma hoja donde se proyectará el Sol. El objetivo de esta bitácora es registrar los cambios que ocurran, si el aficionado busca hacer un seguimiento sostenido en el tiempo del Sol.

Si este es el caso, la bitácora debe contener los siguientes datos:

  • Observador/es (si las observaciones se realizan en conjunto, o por turnos)
  • Fecha de la observación
  • Hora de la observación, en UT *
  • Seeing **
  • Mancha/s observada/s (nombre/s ficticio/s)
  • Ubicación de la/s mancha/s ***
  • Comentarios

* UT: Universal Time (Tiempo Universal); es la misma que la GMT (Greenwich Mean Time), por tanto para obtener la UT sólo debe restarse la zona horaria local (ej. para Chile la zona horaria es -3 en verano, por tanto si localmente son las 8:30 pm, en UT son las 5:30 pm).

** Seeing: Es una estimación de la calidad del cielo al momento de la observación, que para efectos prácticos puede ser totalmente cualitativo, pero siguiendo una pauta; de 1 a 5, en orden descendente se consignará la calidad del cielo (ej. Seeing 5= Cielo totalmente despejado; Seeing 3= Cielo parcialmente nublado; Seeing 1= Cielo totalmente nublado, imposible realizar observación).

*** Ubicación: Si se quiere hacer seguimientos más precisos, puede usarse un círculo graduado con las latitudes y longitudes, a fin de ubicar las manchas observadas en ciertas coordenadas y vigilar de forma más precisa su desplazamiento. Puedes descargar un ejemplo de círculo graduado al final de este tutorial.

Comenzando a observar

1º Paso: Aunque no es estrictamente necesario, pero sí optimizará tu observación, es conveniente contar con una segunda cartulina, a modo de "sombrilla", si estás usando un telescopio refractor. Para esto, usa una cartulina de unos 20 x 20 cm agujereada en el centro, de modo que pueda ajustarse al tubo del telescopio como una "sombrilla", dando un campo de sombra sobre la imagen para tener un mejor contraste. Si estás usando binoculares u otro tipo de telescopio, intenta que exista una sombra en torno a la imagen proyectada (ej. podrías situar la cartulina para proyectar dentro de una caja de zapatos, para que la misma caja de la sombra).

2º Paso: Maniobrando cuidadosamente, apunta el instrumento óptico hacia el Sol. Recuerda haber quitado previamente el finderscope en el caso de un telescopio, pues no lo necesitarás. Para asegurarte que el telescopio apunte al Sol sólo debes guiarte por su sombra, es decir, hasta que la sombra proyectada sea circular. Una vez conseguido, asegura el instrumento, centra al objetivo y enfoca el ocular (en el caso de telescopios, se recomienda un ocular de 20 mm para lograr que todo el disco solar quede contenido en la proyección). Recuerda que debido a la rotación terrestre, deberás "seguir" manualmente al Sol cuando éste se aleje del campo del ocular, excepto si cuentas con una montura motorizada. No obstante, es conveniente que luego de unos minutos tapes el telescopio/binocular para que el ocular/lente descanse y no haya riesgo de sobrecalentamiento (¡recuerda que están concentrando toda la luz del Sol!). 

3º Paso: Simplemente ajusta el círculo trazado de la cartulina, a unos 25~30 cm del ocular del telescopio o binoculares, hasta que la imagen proyectada quede enfocada y calce perfectamente en el círculo. Una vez conseguido, y asegurándote que la superficie se mueva lo menos posible, ya puedes dibujar las manchas solares (si hubiera alguna) con un lápiz grafito. Recuerda que algunas manchas solares se componen de umbra y penumbra alrededor, que son zonas más oscuras y claras respectivamente. Apenas marques las manchas, realiza el registro en la bitácora consignando los datos obtenidos.

¡Ya estás observando al Sol!

Básicamente, eso es todo lo que debes saber para observar el Sol. Recuerda que si tu idea es hacer seguimientos sostenidos, debes contar con varias copias del círculo de 16 cm en la cartulina, para lo cual simplemente basta fotocopiar según la cantidad de días que planees observar. El método de la proyección es el más usado por los aficionados, ya que es barato, seguro y da la posibilidad que varias personas observen la imagen; existe otro método, mediante un filtro de H-Alpha que se acopla al ocular para observación directa, pero con la desventaja que es un filtro muy caro y sólo permite observación individual. Una vez estés familiarizado con la observación solar, recuerda guardar tus registros y ser riguroso con las anotaciones, algo fundamental para que una observación continuada sea útil.

Tiempos de observación

No hay pautas específicas respecto al tiempo de observación, salvo por la recomendación de no mantener el instrumento apuntado al Sol por tiempos prolongados; asimismo, la exposición continua al Sol puede ser agotadora y forzosa para el observador, por cuanto ésta no debiera representar más tiempo que el necesario para hacer los registros de manchas, a menos que la observación contemple un fenómeno distinto, como un eclipse o un tránsito. Algunas sugerencias de observación para manchas solares son:

  • Realizar dos sesiones diarias de observación, 1 hora en la mañana y 1 hora en la tarde (para verificar cambios en la ubicación de las manchas).
  • Haz observación solar unas 2 veces a la semana, cada un intervalo de 3~4 días.
  • Si algún día las condiciones climáticas impiden hacer la observación, ello debe registrarse en la bitácora.

Anexo: Círculo solar graduado

Si te interesa hacer seguimientos apoyándote de un círculo graduado para consignar la ubicación de manchas solares en coordenadas, puedes descargarlo desde aquí. También sugiero que, si estás pensando en hacer seguimientos y clasificaciones más avanzadas, por ejemplo usando la Clasificación de McIntosh o el Número de Wolf, existen varias guías de información disponibles en Internet. Este tutorial sólo pretende introducir al aficionado en las nociones básicas de la observación solar, pero como en toda otra actividad, siempre es deseable que se aspire a realizar registros cada vez más complejos.

¡Suerte con la observación!

-------------------------------------------

Más astronomía básica y avanzada para aficionados en Austrinus.

1 comentarios:

noticias dijo...

guaaa!! me encanta el blog, siempre encuentro temas muy interesantes.

Publicar un comentario

Todos los comentarios son responsabilidad únicamente de sus autores y no refleja necesariamente el punto de vista de este sitio.
NO insultes a nadie.

Las fases de la Tierra y la Luna en tiempo real

ir arriba